miércoles, 8 de marzo de 2017

Das Ist Norm

Buenas a todos los lectores, hoy vengo a divagar sobre las Normas.
Durante mis estudios de FP en Telecomunicaciones y en Edificación de Obra Civil, se me ha enseñado que todo, todo y TODO, esta normalizado. Desde los circuitos eléctricos de una vivienda (Reglamento de Baja Tension BT-25 ), hasta algo tan mundano como plegar un papel  (DIN 476 NI 00.02.5 2 99-09). Honestamente tanta norma me tiene hasta mis mismísimos Roles de Sable (perdonarme este pequeño "chiste" heráldico).

Terciado en palo de plata y purpura.
Palo central cargado de dos roeles en sable.

Desde siempre la industria a necesitado de estas normas para estandarizar productos y facilitar así la intercambiabilidad de los componentes, pudiendo especializar cada fabrica en un tipo de componente y luego ensamblarlos todos. Esto tiene su auge durante la Primera Guerra Mundial y la Segunda Guerra Mundial, por las necesidad de fabricar gran cantidad de armas iguales en las diferentes fabricas repartidas en todos los rincones de los países en contienda. Así, por ejemplo, nació la norma DIN, acrónimo que ha significado desde Dast Ist Norm (Esto es Norma), hasta  Deutsche Industrie Norm (Norma de las industria Alemana), que en origen fue llamada NAID Normenausschuss der deutschen Industrie. 
Hoy en día las normas mas presentes en España son las normas de la Unión Europea, las normas propias de España y, como no, las normas Alemanas, así tenemos las UNE, las DIN y las ISO.


Propuesta heráldica para la UE
De azur doce estrellas de cinco puntas en oro puestas en circulo.

La heráldica no podía ser menos, aunque estas normas no están reguladas por un organismo supranacional, como por ejemplo las normas ISO, si tenemos normas que provienen de antes de la Primera Guerra Mundial e incluso de antes de la Guerra de los Cien Años, bueno, vienen de esa época mas o menos. Las normas heráldicas proceden de la tradición Medieval Europea. Como dice Xavier Garcia en su blog dibujo heráldico, del que soy fiel seguidor: "La heráldica, a parte de ser una ciencia, es un arte. Por tanto se pueden interpretar los diseños con un estilo propio, siempre que sean adecuados a las normas de la heráldica".
Escudos de los Reinos, Principados, Grandes Ducados, Ducados,
Condados, obispados y demás amalgama de estados que conformaban el Sacro Imperio. 

El objetivo de este blog no es hablar sobre la normativa heráldica, pues para ello hay blogs indudablemente mejores y, hablando con objetividad, este blog no tiene ninguno objetivo propiamente dicho. No obstante como este pequeño apartado en la red trata temas sobre Heráldica e Historia, de vez en cuando me reservo el derecho de publicar entradas hablando sobre esta normativa. Así que hoy hablaré sobre los colores con que se pintan los escudos.
Mi paleta propia de colores.
Sobre los colores heráldicos no hay mucho que decir, la tradición nos enseña que solo existen dos tipos de colores, los llamados Metales y los Esmaltes.
Los metales: Plata y Oro, ninguno mas. Podría decirse que son los colores blanco ó gris y amarillo, respectivamente. 
Los esmaltes: Gules, Azur, Purpura y Sinople, que seria como decir Rojo, Azul, Morado y Verde.
Existe un color que es un comodín, este es el Sable (Negro). Yo, personalmente, suelo extrapolar de la siguiente forma. En la tabla Periódica de los Elementos tenemos los metales, los metaloides y los non-metales. pues esto es igual, plata y oro metal, sable metaloide y el resto non-metales.
También tenemos las manchas heráldicas, que son otros colores, que si bien se usan aveces, no son colores propios de la heráldica.
Manchas heráldicas.
Sobre su disposición en los escudos hay una norma muy simple: si el fondo es de un esmalte las cargas no pueden ir pintadas con esmalte, deben ser de metal. Y al revés lo mismo. Si el color de fondo es metal, la carga no puede ser metal, solo puede ser de esmalte.
Columna de la izquierda MAL.
Columna de la derecha BIEN.

El sable, el color comodín.


6 comentarios:

  1. jaja muy bueno el chiste, me he echado una buena risa heráldica. Sigue así.

    ResponderEliminar
  2. Y aunque como comodín se pueda usar,el sable y azur, queda muy oscuro.El sable combina mejor con gules, pues resalta más... Creo recordar(Y esto invalida mi anterior comentario), por el blog de Xavier, que se puede variar el tono de un esmalte,pero en ese mismo escudo, todas partes de ese mismo esmalte serán iguales en tono. Este sería un ejemplo más de aquello de que"la heráldica aparte de una ciencia es un arte" como bien se cita en el plúmbeo blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas.
      Si, yo empleo un esmalte azur muy obscuro, por norma general queda bien en mis diseños. En este caso debo decir que queda un poco mal, pero era solo para ejemplificar las normas de los esmaltes

      Eliminar
  3. ¡Ojo! los terciados llevan el primer y tercer cuartel de distinto esmalte. Lo que representas es un escudo de plata con un palo de púrpura cargado de dos roeles de sable.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por la informacion, lo tendre en cuenta para furutas representaciones.

      Eliminar
    2. Una duda.
      En este caso entonces sería "en plata un palo de purpura cargado de dos roeles de sable"

      Eliminar